Compartir

Las comunidades campesinas que habitan en la cuenca del río Jiguamiandó, uno de los más importantes afluentes de la región del Bajo Atrato, en este momento viven una emergencia adicional a la crisis sanitaria, económica y social ocasionada por la pandemia del coronavirus, covid-19 en el mundo.

El río Jiguamiandó, que es una arteria fluvial de vital importancia para cientos de campesinos del Carmen del Darién, pues es el único medio de transporte que tienen los habitantes de este sector del municipio para comercializar los productos agrícolas en los centros de consumo, comunicarse y conectarse con las demás comunidades de la cuenca del río Atrato, presenta taponamientos, que impide la movilidad de sus moradores.

Una historia de desplazamientos forzados, despojos y múltiples violaciones de los derechos humanos, ha tenido como protagonistas a cientos de familias que han habitado el río Jiguamiandó. En el año 2000, el Incora adjudicó 54.973 al Consejo Comunitario de Jiguamiandó. Los habitantes de esta zona del Bajo Atrato Chocoano, fueron desplazados por grupos armados y después sus tierras fueron despojadas por parte de empresas y particulares que se valieron de la amenaza armada, pero también de ventas y títulos falsos que ya fueron anulados.

Pese al fallo emitido en el 2012 por la Corte Constitucional, que ordenó el destaponamiento del río y que el año pasado la Dirección de Contratación del Instituto Nacional de Vías (INVÍAS) adjudicó el contrato LP-DO-SMF-009-2019 para el mantenimiento del río Jiguamiandó, cuenca del Río Atrato, en el municipio de Carmen del Darién, departamento del Chocó, por valor de $824 millones. En la actualidad la situación es crítica, las palizadas impiden la atención oportuna de las emergencias que puedan presentarse, así como el abastecimiento de insumos para la prevención del virus.

El alcalde de Carmen del Darién, Pedro José Mena Maquilon, expresó su preocupación por las afectaciones del río “Nosotros como alcaldía, hemos venido y vamos a apoyar a las comunidades para mitigar la situación, Pero no es suficiente, hacemos el llamado a INVÍAS, Mintransporte Que puedan hacer algo” comentó Mena Maquilon.

“En calidad de alcalde siento que se nos están muriendo nuestros ríos” concluyó el mandatario local quien ha venido en contacto con el Instituto Nacional de vías, (INVÍAS) y espera pronta respuesta que permitan la mitigación de esta problemática.

Comparte en tus redes sociales
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here