Compartir

El reciente 11 de enero, en el centro de Medellín, el CTI de la Fiscalía capturó al patrullero cuando portaba dos libras de marihuana tipo cripy.  Los investigadores establecieron que, al parecer, el estupefaciente iba a ser vendido a un grupo ilegal que delinque en el occidente de Medellín.

Como presunto responsable de fabricación, tráfico y porte de estupefacientes,  un juez penal ambulante de Antioquia impuso medida privativa de la libertad contra el investigador de la Sijin de la Policía Nacional, Javier Hernán Castro Ortiz, de 27 años de edad.

Castro Ortiz, quien lleva cuatro años en la institución, no se allanó a los cargos imputados. El juzgado de garantías le otorgó el beneficio de la detención domiciliaria por considerar que el policía no representa un peligro para sociedad.  La decisión fue apelada por la Fiscalía.

Comparte en tus redes sociales
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •